Editorial de Febrero

19 02 2012

Discurso de Graduación

Queridos jóvenes después de una preparación espiritual, intelectual y profesional a lo largo de muchos  años, hoy se gradúan.

El Colegio durante los años de formación los preparó como profesionales para que estuvieran en condición de realizar micros-empresas para el desarrollo industrial del País  contribuyendo a la trasformación social y económica del mismo.

El desempleo juvenil y no solo, refleja una situación de malestar que influye notablemente en el aumento de situaciones de inconformidad social que generan en la sociedad, desigualdades sociales y económicas, con consecuencias desastrosas en los comportamientos de los jóvenes y de quienes, se consideran al margen de la sociedad, por no tener un empleo.  Si Ustedes  jóvenes bachilleres técnicos en un próximo futuro lograrán realizar pequeñas industrias podrán dar trabajo a las personas que lo necesitan contribuyendo con sus propuestas a un futuro digno y sereno de muchas familias ecuatorianas.     

El reto para todos ustedes es aquel de pensar que por más difícil que se les presente una situación, nunca deben dejar de buscar la salida, ni abandonar la lucha hasta conseguir la meta que se han trazado.

 Cuenta una antigua leyenda que, un hombre  bueno, fue injustamente acusado de asesinato. El culpable era una persona muy influyente y por eso buscó un chivo expiatorio para cubrirlo. El hombre fue llevado a juicio y el juez deshonesto se cuidó de mantener las apariencias de un juicio justo.  Por eso dijo al acusado: “voy a dejar tu suerte en mano de  Dios”. Escribiré en dos papeles culpable e inocente y será la  Providencia la que decida tu destino. Por supuesto el  perverso funcionario escribió en los dos papeles solo la palabra “culpable”. Cuando el juez llamó al acusado a tomar uno de los papeles, el hombre permaneció en silencio con los ojos cerrados.  Cuando abrió los ojos  tomó uno de los papeles y se lo comió. El juez enfurecido le dijo: ¿ahora como vamos a saber el veredicto? Es sencillo replicó el hombre: es cuestión de leer el papel que quedó y, el juez,  tuvo que liberar al acusado.

Es claro que todos hemos sido creados para construir nuestro futuro luchando en contra de toda adversidad. Si dudamos de nuestros valores necesitamos revisar nuestra conciencia para que la fortaleza no se aleje de nosotros y la corrupción nos transforme en títeres en mano de mal intencionados que no quieren ni el bien de los demás, ni la justicia social.

Bachilleres tengan presente los dones que tienen. Hagan crecer la voluntad para realizarse como personas buenas. Nadie hace obras sin martillar sobre el edificio que construye. Nadie llega a la otra orilla sin construir un puente. Nadie conoce la oportunidad hasta perderla y nadie puede llegar a la meta si no se lo propone.

Recuerden que si desarrollarán todo el potencial positivo que hay en ustedes y confiarán en Dios y en sus fuerzas con grandes, pero grandes sacrificios, lograrán lo que se proponen.

Anuncios

Acciones

Información

2 responses

25 02 2012
ramiro199315

Graduación va con u. en el título.

1 03 2012
asociacionsangabriel

gracias

Responder

Introduce tus datos o haz clic en un icono para iniciar sesión:

Logo de WordPress.com

Estás comentando usando tu cuenta de WordPress.com. Cerrar sesión /  Cambiar )

Google+ photo

Estás comentando usando tu cuenta de Google+. Cerrar sesión /  Cambiar )

Imagen de Twitter

Estás comentando usando tu cuenta de Twitter. Cerrar sesión /  Cambiar )

Foto de Facebook

Estás comentando usando tu cuenta de Facebook. Cerrar sesión /  Cambiar )

Conectando a %s




A %d blogueros les gusta esto: